miércoles, 17 de septiembre de 2014

El festival de la natación en aguas abiertas será recordado

DJ Leo y Esteban Pérez estarán en la Travesía Las Calmas 2014
Con el Mar de Las Calmas como escenario, nos rompemos la cabeza para añadir cualquier pieza a este circo de magia que será la Travesía Mar de Las Calmas. La belleza de este mar marca el rumbo y avanzamos con el cuidado estar a la altura del hechizo que provoca el azul y la calma de sus aguas. Dentro del agua, el espectáculo está asegurado porque tenemos el mar y los mejores nadadores. Fuera de ella, la fiesta está garantizada, porque queremos que la mezcla de los nadadores con la isla sea perfecta.

Mucha gente, muchos nadadores, muchas ganas de fiesta. Nosotros que lo sabemos nos vamos a liar la manta a la cabeza para montar algo que nos deje a todos con una sonrisa en la boca por mucho tiempo. Música, mucha música sonará durante el 26 y 27 de septiembre en La Restinga. Y la avenida que algunos ya conocen, será, este año con más energía que nunca, el lugar donde nos encontremos el sábado por la noche para convertir en eterno ese fin de semana que ya se escucha retumbar, cada vez más cerca. Los 400 nadadores que han logrado nadar este año en el Mar de las Calmas vivirán un festival.


lunes, 1 de septiembre de 2014

Nadadores entre herreños

Foto: Susana Santana Borges
No sabemos muy bien quién va a envolver a quién dentro de 4 semanas, si los 400 nadadores que han logrado plaza en la travesía o los cientos de herreños que durante el 26 y 27 de septiembre los arroparán. En tres años la travesía ya empieza a ser una fiesta también para esta isla y se espera el comienzo del espectáculo que ofrecen los cientos de nadadores que avanzarán en un mar que vemos a diario. Hay imágenes que sorprendieron a una isla que se volcará otro año más con esta travesía, y se espera al 27 de septiembre para volverlas a vivir. 

La organización aglutina a muchas de estas personas que disfrutan tanto como los nadadores de este espectáculo que una vez al año tiene lugar en El Hierro. Y notamos en quien nada esta travesía la satisfacción de sentirse envuelto del calor que le viene de todas las embarcaciones y desde tierra. Porque esta travesía se empieza a vivir en la isla como una fiesta excepcional. Seremos muchos en La Restinga, en tierra, en las decenas de embarcaciones de la organización y en el agua. Los nadadores pondrán el espectáculo, los herreños el calor. Todos construiremos un fin de semana que nos costará olvidar.